La mujer escribe y eso es lo que importa










24 de febrero de 2017

Lucía Etxebarría, Placeres solitarios


Fotografía de Emmanuelle Brisson




PLACERES SOLITARIOS

Seguirte con los ojos 
si los ojos no alcanzan, 
seguirte con el alma y acortar la distancia. 
El corazón me sangra de angustia de este ansia de aspirarte. 
De qué perversa manera se me adentra tu recuerdo entre las piernas 
y se me clava allí, 
ceremonial de ausencia, 
con obstinada permanencia de piedra 
piedra fundacional, quisiera hacer un dique. 
Se me está derramando el agua bautismal de los placeres 
Y quiero resumir en una sola 
setenta veces siete pasiones capitales 

Esta absurda cantinera del tiempo dilatado y resumido- 
el tiempo que alarga porque tú no estás y porque tú no estás carece de sentido 
y se concentra en una sola frase: 
No estás- 
esta absurda cantinela, digo se extiende y se arracima en las entrañas como un virus 
Y me crece por dentro 
una larga serpiente que ondula y culebrea 
En el cuerpo metálico se estira la tormenta 
Me llueve y truena en el útero 
¡Qué relámpago sordo estallando en la sangre! 
Me rezuma humedad la gruta de la entrada 

Los días se hacen rápidos o lentos 
según la percepción los acomode 
según se haya deseado o no su término 
Pero sobre las tumbas, el tiempo pasa lento 
monótono y puntual, 
con precisión germánica 
y cada día acaba a la misma exacta hora 

Seas fantasma o no, te necesito. 

Para sentir que aún moldeo el tiempo 
Que aún puedo alargarlo a partir de tu ausencia 
puedo hacer que se estire y se contraiga 
se dilate y se cierre como esta lluvia de ansia 
se convulsione como este túnel cálido 
que conecta mi fuera con mi dentro 
como este pasadizo en carne viva 
esta incisiva luz de los sentidos 
que atraviesa el recuerdo con su voz silenciosa 
Como este túnel, como este santuario 
feliz, fetal, fatal que llevo dentro 
El tiempo se dilata y se comprime 
Como mi cérvix, cuando acabo. 





Lucía Etxebarría Asteinza
(Valencia, España, 1966)
NOVELISTA/ENSAYISTA/POETA
de Estación de infierno, Editorial Lumen, 1ª edición 2001
para leer MÁS
en FACEBOOK

23 de febrero de 2017

Joumana Haddad, 2 poemas 2


Fotografía de Thomas Dodd



SOY UNA MUJER

Nadie puede adivinar
lo que digo cuando estoy en silencio,
a quién veo cuando cierro los ojos,
cómo me entusiasmo cuando me entusiasmo,
lo que busco cuando extiendo mis manos.
Nadie, nadie sabe
cuando tengo hambre, cuando inicio un viaje,
cuando camino, y cuando estoy perdida.
Y nadie sabe
que mi viaje es un retorno
y mi regreso es una abstención,
que mi debilidad es una máscara,
y que lo que viene es una tempestad.

Ellos creen que saben
y eso les hago creer,
y resulta que yo soy.

Me metieron en una jaula para que
mi libertad fuera un regalo de ellos,
y tengo que darles las gracias y obedecer.
Pero soy libre antes que ellos, después de ellos,
con ellos, sin ellos.
Soy libre en mi represión, en mi derrota.
¡Mi prisión es lo que deseo!
La llave de la prisión puede ser su lengua,
pero su lengua está enrollada en el deseo de mis dedos,
y a mi deseo nada puedo ordenarle
yo soy una mujer,
ellos se creen dueños de mi libertad.
Eso les hago creer,
y resulta que soy yo.





Fotografía de Gilles Courat



TENGO UN CUERPO

Tengo un cuerpo esperando en el fondo del océano.
Tengo un cuerpo que es como un volcán,
cuyo cráter lame el agua
para que no arroje placer antes que el amor llegue.
Tengo un cuerpo que no conozco.
Puede ser un grano de arena
o un pez rojo
o una perla en una concha.
Pero voy a descubrir su sabor
con dos labios ardientes
y una lengua que entrará
y con la lava hará un sonido
como entrar en el paraíso.

En el fondo del océano,
dentro de las burbujas del deseo,
tengo un cuerpo para ti,
y tengo una mañana y una eternidad:
una mañana en la que llegarás a mí
y una eternidad en la que se abrirá la caparazón
poco a poco,
con toda la lentitud que deseo
y para la que estás capacitado.





Joumana Haddad
(Beirut, Líbano, 1970)
POETA/PERIODISTA/TRADUCTORA/ACTIVISTA
Traducción de la autora
para leer más en: UNIÓN LIBRE
MÁS

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...